Tu perro es un ser extraordinario, y para realzar todas sus cualidades debemos proveerle de una excelente nutrición durante todas las etapas de su vida.

Iniciaremos una serie de artículos para tú puedas entender un poco mejor las necesidades de tu mejor amigo. Hoy iniciaremos este viaje maravilloso de la nutrición de tu mascota, con un recuento de los nutrientes que necesita tu perro.

Dentro de la nutrición canina hablamos de cuatro pilares  fundamentales en la nutrición del perro.

  • Proteína de origen animal
  • Carbohidratos integrales
  • Fuentes de fibra especiales
  • Ácidos grasos equilibrados

Vamos a ver cada uno de ellos para entender un poco porque son tan importantes.

Cuando hablamos de una dieta de excelente calidad para nuestro perro, tenemos en cuenta en primer lugar las fuentes de proteína que deben ser de origen animal de buena calidad y en una proporción alta.

Una tercera parte de las proteínas proporcionadas en su dieta se utilizan para mantener  su piel y pelaje en excelentes condiciones, además  la mitad de su masa corporal es musculo formado a partir de la proteína de la comida. Sin importar si tienes un Gran Danés o un Pinscher Miniatura, la proteína es clave para mantener una mirada brillante  y unos magníficos músculos.

La naturaleza diseño a los perros para comer carne (simplemente echa un vistazo a sus dientes), pero los carbohidratos resultan esenciales en cantidades más pequeñas. Los cereales integrales (aquellos que no tienen gluten),y/o los pseudocereales como la Quinua mantienen el azúcar en sangre en un nivel sano después de las comidas.

Tampoco debemos olvidarnos de la fibra, que es una parte fundamental de la dieta de un perro. El sesenta y cinco por ciento del sistema inmunológico de tu mascota se encuentra en su sistema digestivo, y la fibra correcta, como la pulpa de remolacha y los polisacáridos de las frutas, mantienen una microflora sana, una absorción de nutrientes buena y una calidad de deposiciones buena. Otras fibras, como la celulosa, no proporcionan estos beneficios y aumentan el volumen de las deposiciones al igual que aumentan el mal olor de las mismas.

Las grasas, nos ayudan a aumentar la energía de tu perro, al igual que su inteligencia.  En estudios realizados en cachorros durante pruebas de adiestramiento se encontró que aquellos a los cuales se les suplementaba fuentes de omega 3 mostraron un rendimiento superior al del grupo control, igualmente sucedió con el Omega 6. De ahí que la inclusión de estas fuentes ácidos grasos dietas para perros es fundamental.

No menos importante en la nutrición de nuestros perros es la inclusión de ingredientes no deseables como son los preservativos, colorantes y condimentos artificiales. Por ello los fabricantes de comidas de alta calidad escogen antioxidantes propios de la naturaleza, como el extracto de romero, el ácido cítrico y la vitamina E, para proteger las cualidades de los ingredientes de primera calidad.

Ahora puedes analizar con fundamento la etiqueta de la comida de tu perro, ya que el no te lo agradecerá con palabras  que escogiste la mejor comida para él, pero su pelo brillante, músculos sanos y su gran vitalidad hablaran por él.

Referencias

  1. Hallmann JE, Moxley RA, Reinhart GA, Wallace EA y Clemens ET. Cellulose, beet pulp and pectin/gum arabic effects on canine colonic microstructure and histopathology, Veterinary Clinical Nutrition 1995; 2: 137-142

  1. Sunvold GD, Fahey GC Jr, Merchen NR, Titgemeyer EC, Bourquin LD, Bauer LL y Reinhart GA. Dietary fibre for dogs: IV. In vitro fermentation of selected fibre sources by dog fecal inoculum and in vivo digestion and metabolism of fibre-supplemented diets. J Anim Sci. Abril de 1995;73(4):1099-1109